SÍGANOS EN

Juventud

Deuda  externa, más pagamos, más debemos

Publicado

el

            Este gobierno a la fecha ha desembolsado alrededor de 17.000 millones de dólares en concepto de vencimientos acordados desde el macrismo, que fueron prorrogados y negociados con el FMI con más intereses, lo que en definitiva estira el monto del capital más los servicios y sobrecargos.

            La deuda inicial que contrajo Mauricio Macri con el FMI, era de 57.000 millones de dólares, pero fueron desembolsados hasta diciembre del 2019, 45.000 millones de dólares. El gobierno entrante de Alberto Fernández no aceptó lo restante, lo cual morigera la sobre tasa, que es un incremento en los intereses por el monto otorgado, ya que el FMI por sus propios estatutos no puede exceder ciertos montos al otorgar el préstamo.

            Este detalle no es menor porque Donald Trump presionó para forzar esa suma, contraviniendo las reglas del mismo FMI a los efectos de lograr la reelección de Macri. Argentina por su situación financiera no podía haber recibido más de 20 mil millones de dólares.

            La otra parte de la deuda, la más abultada y que también condiciona, es la referida a los demás acreedores como Banco Mundial  y el BID, además de los tenedores de los bonos de títulos de la deuda. La deuda bruta pública suma 405.594 millones de dólares.

            Sería bueno que algún funcionario del Banco Central algún día diera a conocer el listado de esos bonistas y veríamos con sorpresa quiénes realmente nos vienen con recetas salvadoras cuando son los especuladores de Bolsa para que sus acciones se incrementen en detrimento del peso argentino, como sabemos de Carlos Melconian, el candidato a ministro de Patricia Bullrich y la Fundación Mediterránea.

            Parte de los últimos vencimientos pudieron pagarse con otra moneda que no fuera el dólar, así se usaron parte del swap con yuanes que nos concediera gentilmente el gobierno de la República Popular China, un préstamo del CAF y otro tanto se hizo con fondos de Qatar, pero que luego habrá que devolverlos. Por eso sostenemos que aunque paguemos algunos compromisos, la deuda se sigue acumulando y creciendo.

            Este gobierno y los congresales, tuvieron la oportunidad de haber impuesto una impasse  al menos con la contraída por Macri, aduciendo que fue en términos irregulares y anticonstitucionales, y haber realizado su correspondiente investigación. Lejos de eso la legalizaron en marzo de 2022 y así seguimos sufriendo sus consecuencias de ajuste y más endeudamiento.

JORGE ARTACHO

Continuar leyendo
Click para comentar

Deje un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

4 × 5 =

EDICIÓN DIGITAL

LINKS DE INTERÉS

Partido de la Liberación